martes, 26 de agosto de 2014

Tarta de Galletas Napolitanas y Nocilla


Esta tarta hace varios años que la hago porque es rápida, rica y sin horno. No se puede pedir más!

La primera vez que la vi fue en el blog de María Lunarillos, y me quede prendada. 

Es tan sencilla que casi no hace falta ni explicar cómo hacerla.


Yo la hago de dos maneras, una mojando las galletas en leche y otra sin mojarlas para que queden más crujientes. La tarta de las fotos es sin mojarlas. Además se puede guardar en la nevera para que se ponga la nocilla dura o dejarla fuera para que este blandita.

Algun@s la conoceréis porque fue una de mis primeras entradas en el blog. Hoy la reedito con nuevas fotos y la versión sin leche, que a mi me gusta más. Además he conseguido hacer una foto del corte antes de que se la comieran!!

Os dejo el corte de la tarta a temperatura ambiente.Cuesta más trabajo cortar trozos pequeños porque las galletas se resbalan, por lo que hay que cortar del tamaño de la galleta, y a la hora de comerla cuesta más aún, con cuchara imposible, hay que meterle la mano, lo cual es bastante pringoso.


Si la conservamos en la nevera, la nocilla se endurece y es mucho más sencillo cortarla, además puedes sevir trozos más pequeños y el corte sale mucho más limpio.



Los ingredientes son orientativos, dependerá del tamaño de la tarta.
La decoración es opcional, también se le puede poner almendra crocanti que le va genial (la he probado así varias veces y está muy rica), coco rallado...... 

La decoración la podéis encontrar en el Lidl, tanto el chocolate como las figuritas.

Ingredientes:

250 gr de galletas Napolitanas
200 gr de nocilla
Leche para mojar las galletas (opcional)
Chocolate blanco en láminas (opcional)
Figuras de azúcar (opcional)

Preparación:

Muy difícil, jajaja

Empezar con una capa de galletas, untar con nocilla, cubrir con otra capa de galletas, nocilla.... hasta quedaros sin nocilla o sin galletas. Terminar con nocilla.

Cubrir los laterales con más nocilla y tapar con más galletas.

Cubrir con el chocolate en láminas.

Otra opción:

Antes de untar las galletas en nocilla las mojamos en leche, solo un poco para que no se queden demasiado blandas y se partan.
Esto tiene un pequeño problema, que la nocilla al untarla cuesta más, como que se resbala. Pero se soluciona untándola por la parte sin azúcar de la galleta.

Se puede conservar a temperatura ambiente o en el frigorífico, eso dependerá de sí quieres que la nocilla se ponga dura o la prefieres blandita.

¿ Os digo cómo me gusta a mi?. Sin leche y fría. Pero hay opiniones para todos los gustos. Solo tienes que probarla para ver cómo te gusta más a ti.

Nos vemos el próximo lunes con nueva receta, esta vez hay que encender el horno.

viernes, 22 de agosto de 2014

Pizza Barbacoa



Esta pizza es nuestra preferida, a mis hijas les encanta. Cada vez que salimos a comer a un italiano la piden, y si encargamos alguna para tomar en casa, siempre es de este sabor, no hay quien las saque de ahí.

La otra noche la preparamos en casa, y la verdad es que no tiene nada que envidiarle a las que tomamos fuera. Yo digo que es mucho mejor porque al menos sabemos lo que lleva. 

Yo la he hecho con masa comprada, en una ocasión use una base de pizza refrigerada rectangular y otra vez he usado masa para minipizzas de Buitoni ( la primera foto es con las minipizzas, el paso a paso es con la base rectangular, use la de Lidl que me gusta mucho, la encontráis en la sección de refrigerados)

Es un poco entretenida porque hay que cocinar la carne antes,  pero vamos que yo la hice en un visto y no visto. La prepare en menos de media hora para la cena. Las fotos no son muy buenas porque las hicimos sobre la marcha en la cocina, pero lo que me interesa es que os queden claros los pasos y que veáis la pinta tan fabulosa que tiene.

lunes, 18 de agosto de 2014

Ensalada de pasta


De nuevo una receta sin horno, fresquita y muy sencilla. Ideal para las altas temperaturas que aun tenemos.

Para su elaboración podéis usar la pasta que más os guste, yo he utilizado pasta especial ensaladas de la marca Gallo, pero sirve cualquier otra.

Lleva muy pocos ingredientes pero está muy rica, la vinagreta le da un punto fresquito que me encanta. Este verano la he hecho un par de veces y me gusta mucho añadirle una cucharada de mostaza de dijon a la antigua, le da un punto delicioso, os recomiendo que la probéis también así.

Es una ensalada perfecta para llevar a la piscina, a la playa.... y a los niñ@s les encanta, lo digo por experiencia, a mis hijas que no hay quien las saque de la pasta con atún y tomate, les ha gustado mucho.


lunes, 11 de agosto de 2014

Ensalada de Pollo


Esta ensalada ha sido mi preferida durante muchos años. Mi madre la solía hacer para ocasiones especiales, cumpleaños, Navidad...

Hace un montón de tiempo que no la hace y a mi se me estaba antojando. Rebuscando en su libreta de recetas dí con ella y me puse manos a la obra. Es una ensalada muy completa y que puede convertirse en un plato único sí no sois de mucho comer. 

Las cantidades que os pongo son orientativas, y se pueden aumentar o disminuir a vuestra elección.

Para la elaboración de la receta he usado la salsa cóctel que venía en mi caja de este mes de Degustabox

domingo, 3 de agosto de 2014

Helado de Turrón de Jijona


El helado de turrón no es de mis favoritos pero sí el de mi madre. El año pasado me quede con las ganas de preparárselo porque no tenía ninguna tableta de turrón, así que me conformé con hacer un sucedáneo y le hice un Helado de barquillos de turrón que le gusto mucho.

Esta Navidad pasada he tenido la precaución de guardar una tableta de turrón blando para poder prepararle a mi madre su helado preferido.


La receta es del libro de Sandra Mangas,"Polos y helados" que he tenido la suerte de ganar en el sorteo que organizo Recetags hace unas semanas. Esta ha sido mi primera receta pero la lista es interminable, para colmo ha caído en manos de mis hijas que quieren que los haga todos!! La verdad es que es un libro precioso, con unas fotografías que te hacen salivar y con recetas para todos los gustos.



De todas formas, al igual que me paso con el Helado de vainilla con nueces de pecan caramelizadas, son dos helados que no pediría en una heladería porque cuando pruebas el casero, nada tiene que ver con los comprados, son muchísimo más ricos.

Sí no tenéis ninguna tableta de turrón por casa os aconsejo que esta Navidad lo hagáis, los helados no son solo para el verano, saben hasta más ricos cuando los tomas fuera de temporada.

Os dejo con la receta.